El teletrabajo, la modalidad laboral que obligó a desplegar el aislamiento social por el coronavirus, puede ser peligroso para la salud si no es acompañado por actividad física.

El alerta llegó desde Alemania, donde los médicos deportólogos Rüdiger Reer y Herbert Löllgen advirtieron que la postura sedentaria de horas frente a la computadora y la falta de movimiento pueden provocar un aumento de la mortalidad.

La cuarentena general decretada en la Argentina llevó a un marcado cambio de hábitos. Se produjo un abrupto parate en las rutinas del gimnasio, las caminatas y las clases de tenis o de yoga. Y la gente empezó a comer más.

Descubrí más | El innovador sistema de una escuela entrerriana en cuarentena

Eso hizo que la tendencia al sedentarismo y sus riesgos se acentuaran. «Esto viene de hace décadas y el efecto de la cuarentena lo complicó exponencialmente», opina el doctor Alejandro García (M.N.106.404) especialista en deporte.

Según datos del Centro Alemán de Investigación sobre el Cáncer, el 7 por ciento de las muertes en Alemania están relacionadas con la falta de movimiento. En casi todos los casos de enfermedades cardíacas, circulatorias y del metabolismo, la falta de movimiento es un factor importante.

«La reducción del movimiento como consecuencia del teletrabajo producirá muertes si no tomamos medidas en contra», avisó Reer, director del Departamento de Medicina Deportiva de la Universidad de Hamburgo (norte de Alemania) y secretario general de la Federación de Médicos Deportivos Alemanes (DGSP).

Descubrí más | E-books y audiolibros, opciones literarias que se consolidan en tiempos difíciles

El 61,6% de los argentinos tiene exceso de peso, en una proporción de 36,2% de personas con sobrepeso y 25,4% con obesidad, según datos de la 4º Encuesta Nacional de Factores de Riesgo (ENFR), realizada por la Secretaría de Gobierno de Salud y el INDEC.

«Venimos luchando contra el sedentarismo y de golpe es imprescindible hacer la cuarentena. Es un doble mensaje pero necesario en este momento. Es preciso que aún estando aislados no dejemos de hacer cierto tipo de actividad física. La sugerencia es que sea segmentado de acuerdo al tipo de persona, edad y con el grado de intensidad adecuado», sugiere el doctor Jorge Franchella (M.N. 44.396), médico deportólogo y cardiólogo, director del Curso de Especialista de Posgrado de Médicina del Deporte de UBA.

Hacer gimnasia en casa, subir y bajar escaleras son algunas ideas para hacer dentro del hogar. Ante el teletrabajo, recomienda además levantarse de la silla aproximadamente cada media hora.

«De lo contrario, morirán muchos, no ya por el COVID-19, sino por un infarto generado por la escasez de movimiento», advierte Reer y remarca: «la quietud hace que la gente se refugie en drogas como el alcohol, el tabaco o el comer en exceso».

Fuente: TN.